¿Quién ganará? Es la pregunta que un reportero que cubre la política seguramente escucha en las cenas y reuniones de amigos y familiares en un año electoral.

Desde luego, este ha sido el caso este 2018 en California, que después de varios años de estar al margen durante las campañas nacionales —su intención de voto ha sido prácticamente la misma por mucho tiempo— se encuentra en el centro de la contienda demócrata para tomar el control del Congreso. Está la lucha para remplazar al gobernador Jerry Brown, quien se retira, y un desafío desde la izquierda a la senadora Dianne Feinstein, quien no se retira.

Haga clic aquí para leer el artículo.