Jon Coupal

Ayuda puede estar disponible para los Californianos que se encuentran luchando para pagar su factura de impuestos a la propiedad, que de hecho están aumentando debido al aumento del número de bonos locales y impuestos a las parcelas.

La Proposición 13, que fue pasada por los votantes en 1978, mantiene en control los impuestos a la propiedad. La Proposición 13 limita el aumento anual en el valor tasado de una propiedad y reduce la tasa de impuestos a 1 por ciento en todo el estado. La Proposición 13 ayuda a millones de Californianos mantener sus hogares al mantener los impuestos a la propiedad predecible y asequibles.

Pero mantener los impuestos a la propiedad bajo control no siempre mantiene las facturas de impuestos a la propiedad bajo control. Esto se debe a que pueden agregar cargos adicionales por deudas aprobadas por el votante o impuestos especiales a la facturas del impuesto a la propiedad, y eso realmente puede sumar. Esto puede convertirse en un cargo terrible para los propietarios que viven en ingresos fijos, e incluso puede obligar a algunos a vender sus hogares porque no pueden pagar los impuestos.

Afortunadamente, el estado de California a empezado de nuevo el programa de posposición de impuestos a la propiedad que permite a los dueños de casa que tienen al menos 62 años, están ciegos o tienen alguna incapacidad diferir los impuestos a la propiedad del año actual en su residencia principal si cumplen con ciertos criterios.

Antes de que la legislatura pusiera fin al programa de aplazamiento del impuesto a la propiedad en 2009, en medio de recortes presupuestarios, casi 6,000 dueños de casa sobre todo el estado pudieron beneficiarse. Muchos estuvieron en el programa más de 20 años y la mayoria tenian mas de 70 años de edad. En el último año del programa antes de que fuera cancelado, 208 personas que reclamaron su asistencia tenían más de 90 años.

En el 2014, la legislación fue aprobada para restaurar el programa y comenzó de nuevo en el otoño del 2016.

Para calificar, los aplicantes deben tener un 40 por ciento de equidad en su hogar y un ingreso familiar anual de $35,500 o menos. Otros requisitos también se aplican. Por ejemplo, los propietarios que han obtenido una hipoteca inversa no son elegibles.

Propietarios que son aceptados al programa puede diferir sus impuestos a la propiedad para el año actual. En realidad, es un préstamo estatal, con una tasa de interés anual del 7 por ciento. El estado aplica un gravamen sobre la propiedad hasta que se reembolse el préstamo, pero el reembolso no se vence hasta que el propietario mude o venda la propiedad, transfiera el título, refinanciar, incumpla con un gravamen, obtenga una hipoteca inversa o fallezca.

El program de disposición de impuestos a la propiedad se ejecuta a través de la oficina del controlador estatal. Aplicaciones para el 2018-2019 serán aceptadas a partir del 1 de octubre y hasta el 10 de febrero. El financiamiento para el programa es limitado, por lo que no todos los que califiquen pueden ser aceptados. Aquellos que se inscribe temprano son más propensos a ser aprobados, ya que las solicitudes se procesan en el orden en que se reciben.

El programa de posposición de impuestos a la propiedad se aplica sólo a los impuestos de años en curso. Los impuestos del año anterior que se adeudan no son elegibles para el aplazamiento.

Los propietarios deben volver a solicitar cada año para diferir sus impuestos del año en curso. Incluso para los propietarios aceptados en el programa, la renovación no es automática. Todos deben solicitar y recalificar anualmente para posponer los impuestos de cada año.

La buena noticia es que todos los impuestos se difieren según el programa, incluidos los impuestos a las parcelas y los cargos por endeudamiento votado.

Una nota de precaución: los propietarios que han obtenido préstamos en virtud de un programa de energía limpia evaluada por la propiedad (PACE) son elegibles para el programa de posposición de impuestos a la propiedad, pero el programa solo aplaza los impuestos, no los pagos del préstamo. Esos propietarios todavía son responsables de realizar los pagos de sus préstamos PACE, HERO, Ygrene o similares, que continúan ser facturados en los recibos de impuestos a la propiedad, incluso si los impuestos a la propiedad se han diferido a través del programa.

Para obtener más información y para solicitar el programa de posposición de impuestos a la propiedad, visite el sitio web del controlador estatal www.sco.ca.gov, por correo electrónico postponement@sco.ca.gov o llame al 800-952-5661.